5/11/09

♥ ¿Bien?



Creo que hay una diferencia enorme entre lo que hacemos para un bien que también podría ser llamado virtud  (lo que "la mayoría" reconoce como bueno) y aquello que hacemos para nuestro bien (que es bueno según nosotros)
pero...

 ¿Es esto un bien en realidad?

Si actuamos de tal o cual forma, estamos haciendo uso de esa libertad dolorosa que nos permite decidir entre una cosa u otra, pero creo que todo depende de que tan fuertes seamos.
Y me refiero ahora a la fuerza porque es ahí donde ponemos a prueba, tanto al instinto como a la razón. Es ahí donde decidiremos por cuál deberíamos o no actuar. Ahí encaramos nuestras capacidades humanas para encontrarnos con aquello que nos llama a hacerlo nuestro o a actuar de forma que podamos conseguir lo que deseamos.

Podremos actuar a favor de la razón?
Podemos actuar a favor del instinto?
Cual es la finalidad de que actuemos de acuerdo a uno y no al otro?
Si actuamos a favor de uno, actuamos en contra del otro?

En fin, me he hecho muchas preguntas de este tipo y he aprendido que, al menos a mi, me funciona escuchar a ambos y ver qué es lo que me ofrezco a través de cada uno de ellos.
Al escuchar al medio a partir del cual estoy actuando, puedo ver con mayor claridad si me conviene más una cosa u otra. Uso la palabra conveniren el sentido de lo que es mejor para mi de acuerdo al momento, lugar, circunstancias, implicados (si es que los hay), en fin, se trata de hacer un balance en el cual pueda ser libre de cargar la piedra de loshubieras. Creo que al hacer una valoración adecuada, esa carga ya no tiene lugar, o al menos no pesa tanto como lo que decidí hacer porque, si fue mi decisión que así fueran las cosas, la culpa, tristeza y todo lo que implican los hubieras, ya no importan tanto porque a fin de cuentas hice lo que quise.
Hace poco tuve una platica en la que precisamente se enfrentaba lo que uno quiere por lo que provoca, y lo que uno debería hacer porque resulta más conveniente. Hay veces en las que la conciencia sabe qué es lo mas apropiado y aún así decide mantenerse en una situación que, si te hizo dudar acerca de si cambiabas tu forma de actuar, esto representa que hay un problema.
Si las cosas estuvieran tan bien, no habría razones por las cuales cambiar, pero hay ocasiones en las que, aun cuando sabes que actúas mal (no me refiero a un mal moralista sino a ese mal en el cual no se encuentra tranquilidad de que se este actuando para un bien en el que no afectas a alguien para mal), prefieres permanecer porque encuentras en ello placer, alegría, afecto, liberación, misterio, en fin todo eso que tanto nos seduce.
En fin, si se hace una lista de prioridades y se ve con claridad el fin por el cual se está actuando, creo que es menos probable que haya un enfrentamiento con un arrepentimiento (por lo menos no con uno que esté justificado).

Con que decisión te sentirás mejor?
Ese “sentirte mejor” es duradero o fugaz?
Qué opción ofrece la emoción que buscas?
Esa emoción te ofrece bienestar?
Que vale mas la pena?
Porque las pasiones se interponen tanto a la razón?
Y si te arriesgas a probar una?
Y si te arriesgas a probar otra?

Es difícil decidir, por ello nos pesa tanto hacer un cambio pero creo que, a la larga, es mejor hacerlo cuando nace la idea de que lo haya porque esto quiere decir que no todo esta como debería y que hay opción de que se pueda mejorar porque a fin de cuentas lo que buscamos con la decisión es acertar a lo ideal, a lo que nos llevara al mejor camino, uno que no es necesariamente el mas fácil, uno que probablemente nos cueste unas cuantas lagrimas o unos cuantos sacrificios, uno que este lleno de problemas pero también de soluciones, uno que nos atrevamos a enfrentar conforme a lo que somos y no a lo que nos piden que seamos, un camino que a fin de cuentas es solo nuestro …



1 comentario:

Belle dijo...

Qué opción ofrece la emoción que buscas?
Esa emoción te ofrece bienestar?
Que vale mas la pena?



Tal vez se elige el mal pero para el mal, no para un fin determinado que te hace no arrepentirte. Un bienestar a costa de algo mortal.
Cambias para mal porque para ti es un bien, aunque para los otros sea atroz.
Y como dices, a fin de cuentas es nuestro camino y por esa misma idea solemos ser egoístas. Pero qué mas da.
Sólo venimos un ratito a esta vida.
Así que considero que si vale la pena dejarse llevar.

Y yo sé que tú utilizas la razón, por ser una persona analítica. Estudias todo, sobretodo el comportamiento humano. Pero sé Kriz que eres una persona sumamente emocional y eso te acarrea muchos problemas, porque no sueles actuar conforme tus emociones, sino que dejas que te dominen por completo, por dentro.
Y ando de emo xD
Asi que por esto saco este tipo de cosas.
Te adorow

Éste que ves, engaño colorido, que, del arte ostentando los primores,
con falsos silogismos de colores, es cauteloso engaño del sentido;
éste, en quien la lisonja ha pretendido excusar de los años los horrores,
y venciendo del tiempo los rigores, triunfar de la vejez y del olvido,
es un vano artificio del cuidado, es una flor al viento delicada,
es un resguardo inútil para el hado:
es una necia diligencia errada,
es un afán caduco y, bien mirado,
es cadáver, es polvo, es sombra, es nada
- Sor Juana Inés de la Cruz -