14/6/10

♥ A little more personal...


Apoco no sería más fácil si todos fuéramos iguales y nos pudiéramos entender sin que hubiesen malentendidos o diferencias que provocaran enojo o dolor?
Sí, creo que sería más fácil pero no creo que fuera lo mejor.

Pedí perfección en un mundo imperfecto. Soy imperfecta y esperé que los demás lo fueran pero de la misma manera que yo. Por ello no los culpo si alguna vez me lo reclamaron porque aunque me escudé en el argumento que decía que yo no pedía que fueran perfectos, sino mejores, estaba pidiendo que valoraran lo mismo que yo (a fin de cuentas les estaba pidiendo que fueran e hicieran las cosas de acuerdo a algo que era importante para mí, pero no para ellos). Cuando para mi es importante la verdad, para otros hay otras cosas que ocupan la misma importancia dentro de sí mismos. Lo que para mí significa más, no es mejor ni peor que lo que otros valoran, simplemente son diferentes maneras de ver las cosas y la diferencia no implica dolor (solamente cuando me doy cuenta de que soy una intolerante que no ve más allá de su cabeza).
Me siento culpable porque además de negar lo que hacía (sin saber), encima juzgué a aquellas personas que trataron de entenderme y no pudieron (siendo complicada, es obvio que me sienta incomprendida). Siempre procuré ser lo más libre posible, pero creo que desde que era niña, me equivoqué en mis maneras de dejar ser esa libertad. Siempre he sido muy impulsiva (debo aceptar lo llevo dentro y aunque lo “controle”, ahí está poniéndome en problemas para resolver cómo debo actuar).
Muchos me dicen que soy muy dura para juzgarme (también para juzgar a otros T.T), y la verdad es que me preocupo por mantener a raya esas cosas que no me gustan y que, sin embargo, son parte de mí. Pero también conociéndome tanto, se me ha quedado pegada la idea de que soy algo así como la medida de todas las cosas (perdóname Protágoras x usar en otro sentido tu frase). Me parece egoísta, egocéntrico y todo lo que empieza con ego ja y muestra un pensamiento bastante cerrado y, por lo mismo, reducido.
Lo más importante para mí, no es lo racional, pero desde que se atraviesa con lo que de verdad es importante, debo prestarle atención (ya sé que siempre lo meto pero no es la ley de leyes osease que aún con razón y habilidad de análisis, me voy dando en la madre e igual no me molesta saber que fui bien pendeja haciéndome de mis ideas egoístas).
Me tomo las cosas muy en serio y pido respeto para mí (mi dignidad siempre ha sido un elemento importante) pero si alguien osaba faltarme al respeto haciendo algo “injusto”, mintiéndome y simplemente haciendo algo “mal” , ardía Troya (yo no me enojo, me encabrono), y los que lo hacían, no sabían qué hacer (odio que me tengan miedo pero siendo tan mamona, cómo espero que no lo tengan?). Y siempre me decía, “yo no les estoy pidiendo nada extraordinario, simplemente les pido que sean honestos y hagan las cosas como se debe” ps si mi reina pero ese “deber ser” es relativo y, aún si hay cosas “obvias”, hay otras que aunque para mí lo sean, para los demás no lo son y no les puedo exigir que se estén fijando en todo lo que hacen para tenerme contenta.
Para mí la verdad y la libertad son importantísimas, pero se me había estado olvidando que, sobre todas las cosas, lo más valioso, para mí, es el amor. Y todo esto que hice durante muchísimo tiempo, estaba estancando mi confianza y en general mi relación con los demás porque les pedía que fueran de acuerdo a MIS parámetros, y no a los suyos. Para mí era importante tal cosa y si yo me tomo las cosas en serio pues eso es nada más mi pedo, para otros tal vez lo más importante es la simplicidad de convivir, conocer a las personas, divertirse, en fin, cosas que tienen la misma importancia que lo que yo procuro (a mi también me gustan todas esas cosas pero mi afán de protegerme de lo que hacen los demás, o de lo que me pueda dañar, obstruye mi camino para ver las cosas así, más light).
Creo que es un avance el aceptar que soy así y que mi manera de manejarme, ha sido la equivocada porque he afectado a otros cuando no hay necesidad. Alguna vez se habló de tolerancia y creí que era algo como “soportar” a otro y dije “no mames si no te llevas bien con alguien, te quitas” pero si todo fuera así de fácil, no podríamos soportar un mundo en el que abunda la diferencia. Creo que cuando el amor se atraviesa, hay que irse con más cuidado y si de principio ya decimos que queremos a alguien, lo vamos a querer con sus parámetros y todo lo que traiga consigo. Nada de aceptar la autenticidad de los demás mientras no se meta con mis parámetros “importantes” porque de hecho eso no es autenticidad y si tanto digo que me gusta la autenticidad, creo que debo ser coherente y dejar de hacerle a la mamda con eso de que para ellos sea importante la verdad, la profundidad del pensamiento, lo humano, y demás cosas que amo porque la única persona que debe ser consecuente con esas cosas, soy yo.
No tengo idea de cómo resolver esto, tal vez sólo deba esperar a ver cómo trato a los demás ya teniendo conciencia de que mis argumentos anteriores eran una mamada para disfrazar mi egoísmo. Lo que sí se es que lo único que podría tomar como válido para alejarme de alguien, es que me lastime pero ya no porque no sea súper analítico y sepa qué hacer y qué no, conmigo, sino que si hay algo que me haga dudar de que la relación con alguien prometa más daño que beneficio, lo mejor sería renunciar a dicha relación.
Creo que se quedan solos aquellos que tienen creencias diferentes a las del resto y se las toman tan en serio como para eliminar de su lista a los que no aceptan dichas ideas (creo que es válido si para ellos es más importante lo que piensan que lo que sienten) pero, afortunadamente, no creo ser una de ellos.
Duele desprenderse de la idea del “deber ser” aplicada a los demás, pero ultimadamente mi vida es mía y si yo quiero hacer las cosas “como se debe” (de acuerdo a lo que creo que puedo hacer para ser lo mejor de mí) lo haré con mis parámetros únicos y bellos, esperando que los demás sean fieles a lo que creen pero que siempre procuren ser lo mejor que pueden llegar a ser (osease que vayan de acuerdo a sus parámetros únicos y bellos también).
A mi manera de ver las cosas, son más valiosas las personas que las ideas, no vale la pena soñar con algo que no va a ser porque somos humanos y es más autentico ser naturales que forzarnos. Sólo nos queda disfrutar lo que tenemos así como es (apreciar lo real, que es lo único que tenemos), sin tomar en cuenta un modelo teórico perfecto que no vale nada comparado con uno que ofrece lo mejor: amor.
Dedicado a mi hermana, a las personas que me soportaron en mis peores momentos, mis queridísimas kzc's: Tania, Belinda, Minia, Shary, y a todos aquellos que me han escuchado, que me han dejado ir cuando no quiero que me vean llorar, que me han regalado sus palabras cuando en las mías hay vacío, que me han regalado un abrazo cuando tuve que aceptar que no puedo todo yo sola, a todos los que no supieron qué hacer porque ni siquiera yo lo sabía y prefirieron, prudentemente, escapar a oírme decir y hacer lo peor, en fin, a todos aquellos a los que agradezco que me hayan regalado todo cuando más lo necesité, a todos a los que no cambiaría por todas las palabras que pueda leer, pensar, por todos los libros del mundo, por toda la ropa de las tiendas que me gustan (y saben q eso no se lo diría a cualquiera xD), en verdad, gracias a todos los que han sido parte de este momento en el que no podría ser más feliz porque sé que si muriera hoy, tendría el honor de decir que conocí a las mejores personas del mundo.

3 comentarios:

Cuentos de una gossip girl dijo...

Yo tambien creo que es un avance el que te aceptes yo tambien soy un poco `especial´ XD
Que Bonito el final! :)

Un Besito!

Belle dijo...

Mosha, no sé que sucede con tus letras que logran tal impacto en mí, en serio.

Yo lo veo en la manera de que cada persona siempre tendrá malos y buenos momentos, y no momentos como tal. A lo que me refiero es que aceptar una persona en nuestras vidas no es sólo recibir compañía, buena disposición, apoyo, cariño, etc. Una persona en nuestras vidas viene con el paquete completo y vale la pena soportar los malos 'momentos' porque los buenos valen mil veces más.
Sé que suena como medio superficial, porque eso de soportar como que no es lo ideal.
Por eso, cuando se ama, ese soportar cambia, porque el sentimiento hacia esa persona es tan fuerte que en lugar de hacer un esfuerzo por sobrellevarlo, hace el esfuerzo de comprender a su amiga ya que le preocupa, y tal vez, encontrar algo de uno en ella.

Yo te adoro y puedo entenderte, pero es importante que entiendas que no es egoísmo. Somos capaces de reaccionar de esa manera sólo para tratar de protegernos y puede que caigamos en lo denomimado 'drama' xD pero es parte de nosotros y creo que aceptar nuestros defectos (que en realidad no son exactamente eso, sino una parte más de nosotros), es algo grandísimo y tu lo estás haciendo ahora.

No pidas perdón mosha, yo no podría estar más agradecida de poder decir que te he conocido de mil maneras y tengo la dicha de decir que eres mi amiga.

Te adorow y extraño.

Criss =) dijo...

Muuy lindo tu blog, me encantaron las fotos que ponés! Besos!!

Éste que ves, engaño colorido, que, del arte ostentando los primores,
con falsos silogismos de colores, es cauteloso engaño del sentido;
éste, en quien la lisonja ha pretendido excusar de los años los horrores,
y venciendo del tiempo los rigores, triunfar de la vejez y del olvido,
es un vano artificio del cuidado, es una flor al viento delicada,
es un resguardo inútil para el hado:
es una necia diligencia errada,
es un afán caduco y, bien mirado,
es cadáver, es polvo, es sombra, es nada
- Sor Juana Inés de la Cruz -